viernes, 30 de agosto de 2013

Pico Jario con amigos

Ayer, último domingo de agosto subí con dos amigos y la radio hasta el Pico Jario, en el borde de los Picos de Europa. El pico Jario tiene referencia SOTA EA1/LE-073 y una altura de 1.915 metros. Dejamos el coche en lo alto del Puerto de Panderruedas. Desde allí, entre unas praderas, parte un camino hacia el norte. Entramos en un bosque de hayas y enseguida llegamos al Mirador de Piedrahitas. Desde este mirador tenemos unas preciosas vistas del valle de Valdeón y el sur del macizo central y del macizo occidental de los Picos de Europa. La pena es que este día hay bastantes nubes y las cumbres están cubiertas.
La antena en el Jario y el operador trabajando el "pile up"

Seguimos el camino por el bosque de hayas. Al rato salimos del bosque, el camino sigue sin posibilidad de pérdida. Al llegar al Collado Viejo el camino sigue por la derecha, ascendiendo casi hasta la cima del Cerro Centenal. Cerca de la cima el camino se desvía hacia el norte muy cerca de la cresta de la montaña. El camino va ascendiendo poco a poco, con algunas bajadas. Caminamos a tramos entre hayas, acebos, abedules y servales. A la izquierda tenemos el valle que baja a Oseja de Sajambre. Las vistas son magníficas. De frente vemos la mole del Jario. Así llegamos a la Collada de Dobres.

Desde la Collada de Dobres se continúa camino hacia el noroeste, bordeando Peña Blanca y Pica Samaya. Hay una senda fácilmente distinguible. El camino sigue hasta llegar a una pradera al norte del Jario. Una vez en esta pradera se sube casi directamente a la cumbre, sin dificultad.

La cumbre es espaciosa y amplia. Enseguida me puse a instalar la caña que me sirve de soporte para la antena. No hay nada para sujetar la caña, así que entre unas rocas y con unas cuerdas conseguí ponerla en pie. Comimos un poco y, ayudado por Javier y Luis, instalamos las antenas para la banda de 20 metros y para la de 6 metros. El hilo de la antena de 20 metros se rompió. ¡Ya tenía cuarenta cumbres! Un empalme sobre la marcha y salimos del apuro. Quizá sea un par de centímetros corta, pero funciona bien. Habrá que renovar el cable.

Panorama Picos de Europa desde el Jario
Panorama desde el Pico Jario
En cuanto todo estuvo listo empecé a llamar en la banda de 20 metros. A los pocos intentos me contestó DL1FU, Friedrich, un alemán de los habituales en las excursiones sota. Enseguida empezaron a llamar corresponsales de toda Europa. A destacar N1EU, Barry, desde Nueva York. Es también un habitual de los sota. Esta vez llegaba con buenas señales. La antena funciona muy bien. Ya casi al final me llamó GM4COX/P, Jack, desde un monte de Escocia. Llegaba bastante flojo mientras un belga insistía en llamar al mismo tiempo. Yo daba paso a Jack, pero el belga tardó en darse cuenta que intentaba el contacto con otro corresponsal. Quizá no me escuchaba bien. Pero esta actitud es bastante frecuente con todos los europeos. Acabado el QSO de cumbre a cumbre atendí al belga y a otros pocos corresponsales más.

Después probé en la banda de 6 metros. Todavía puede haber esporádica y está empezando la época de la propagación TEP. Pero nada. La banda estaba muerta. No escuché ni balizas. Después de unas pocas llamadas apagué el equipo y recogimos toda la impedimenta. En total pude completar 22 contactos, todos en la banda de 20 metros.

Regresamos por el mismo camino. A ratos las cumbres se despejan de nubes para cubrirse de nuevo. El camino cuesta abajo es más fácil. Esta excursión es muy recomendable por las vistas tan estupendas de los Picos de Europa, los valles y montañas cercanos y la vegetación. Habrá que hacer más sotas por esta zona, están casi todos sin estrenar. Claro que muchas cumbres son bastante duras.