martes, 11 de julio de 2017

Con Luis en el Gistredo Viejo

Este domingo me venia bien hacer una excursión al monte con la radio. Incluso tenía acompañante, mi amigo Luis, que me soporta con gran paciencia. Pero las previsiones daban lluvias ligeras o tormentas en toda la provincia. Así que busqué la zona en la que se pronosticaban menos posibilidades de lluvia. Así elegí el Gistredo Viejo, un pico sencillo situado en el Bierzo, muy cerca de Noceda del Bierzo. Su referencia sota es EA1/LE-146 y tiene una altura de 1.731 metros.
Llegando a la cumbre del Gistredo Viejo
Partimos desde el pueblo de Robledo de las Traviesas. El  camino no puede ser más sencillo, una pista forestal que sube con una pendiente continua haciendo zigzag por estos montes. El cielo tiene nubes entre claros, hace bastante calor y el ambiente es húmedo y muy caluroso. Solo sopla un poco de viento en la parte más alta del monte. La ladera tiene vegetación de monte bajo y algunas zonas de pinos. Las sombras son escasas. Desde la parte superior del monte se contempla casi todo el Bierzo.

En lo alto del monte hay una caseta de vigilancia de incendios. Un joven hace guardia allí durante todo el día. También hay una estación base de telefonía móvil. Instalo la antena sujeta a un pequeño pino. Por miedo a que en cualquier momento se ponga a llover llevo lo necesario para una activación rápida. Solo pongo la antena dipolo alimentada en el extremo que me sirve para las bandas de 20 y 40 metros.
Acabando de instalar el equipo
Empiezo en la banda de 20 metros. Escucho a G4TJC/P, Simon, desde una cumbre en Inglaterra. Nos costó escucharnos, pero pudimos completar el QSO. Después busqué una frecuencia libre y me puse a llamar. Nada espectacular. Contestaban los habituales desde Alemania, Suiza, Bélgica, Inglaterra. Entre todos destacan dos compañeros de León: EA1SB, Marco y EA1AV, Agustín.

Tras unos 20 minutos y 19 QSO, a uno por minuto, paso a la banda de 40 metros. El primero que contesta es OF2BFG, Jari, desde Finlandia. Después contestas ya desde España, Italia, Holanda. La propagación está pobre y con QSB profundo, como es habitual este verano. Tras un cuarto de hora en la banda de 40 metros he completado otros 8 comunicados, cuatro de ellos con españoles.
Todo listo para empezar a llamar
He completado en total 27 QSO. El cielo se está cubriendo de nubes y en cualquier momento puede llover. Aviso que apago el equipo y rápidamente me pongo a recoger. Con todo ya empaquetado y sin riesgo de que se moje nada importante podemos comer con tranquilidad.

Son aproximadamente las cuatro de la tarde cuando, después de saludar al guarda, emprendemos el descenso. Bajamos sin apenas parar, pero el descenso es largo, ocho kilómetros de camino. Hora y media de bajada. Llegamos al coche sin novedad. En ningún momento ha caído una gota de agua. De vuelta ya a León vemos nubes oscuras que amenazan tormenta, aunque llegamos a casa sin más percances.

Al día siguiente descubrimos que en algunas zonas de la provincia han caído tormentas de pedrisco muy fuertes. ¡Parece que elegimos bien nuestro destino!